Que ver en Calera de León | Descubre sus dos joyas monumentales

Que ver en Calera de León

El pueblo de Calera de León, situado al sur de la provincia de Badajoz en Extremadura, se encuentra a los pies del pico de Tentudía de 1104 metros de altura. Este pico es el más alto de toda la provincia de Badajoz. Este pequeño pueblo extremeño, en las inmediaciones de otras famosas localidades como Monesterio, Segura de León o Fregenal de la Sierra, es conocido desde época árabe. En aquella época su nombre, Al-Casera, hacia referencia a su color blanco que se mantiene en la actualidad. Desarrollo su máximo esplendor a lo largo del Siglo XIII, siendo un lugar de vital importancia para la Reconquista, como ejemplifican sus construcciones más destacadas.

Esta localidad serrana se alza rodeada de dehesas, quejigos y montes bajos, dotándola de un paisaje de inmensa belleza natural. Pero, no es solo este singular emplazamiento lo que hace atractiva a esta villa, sino su importante riqueza monumental. La arquitectura popular, con calles y plazas empedradas, sus preciosas fachadas adornadas con esgrafiados, molduras y mosaicos, y, su ambiente tranquilo, hacen de este lugar un sitio ideal que visitar. En este artículo, vamos a mostrar los lugares que ver en Calera de León en 1 día. Se hará especial mención a sus dos joyas monumentales más famosas.

Monasterio de Tentudía

Monasterio de Tentudia en Calera

El Monasterio de Nuestra Señora de Tentudía es una de las dos joyas monumentales más destacadas que ver en Calera de León. Este monasterio, situado a pocos kilómetros del pueblo está enclavado en la cima de la sierra. La zona que rodea al monasterio es de una belleza inigualable, con un majestuoso paisaje de pintorescas lejanías, grandes hondonadas y dilatados valles.

El conjunto arquitectónico está declarado Bien de Interés Cultural en el territorio Nacional. En el exterior del monasterio se aprecia la recia belleza de otros edificios religiosos de la Orden de Santiago. Destaca su característico aspecto de fortaleza, erigido en la segunda mitad del Siglo XIII.

Interior del Monasterio de Tentudía

Retablo Mayor del Monasterio de Tentudía

En el interior, se encuentra la pieza más importante que ver en Calera de León, el Retablo Mayor del Monasterio de Tentudía. Se trata de un retablo original, obra de azulejería de 1518, diseñado y construido por el famoso azulejero italiano Niculoso Pisano, habitante de Sevilla. En él, se entremezclan los estilos mudéjar y renacentista, en una rica armonía de colores. Las amplias dimensiones de este singular retablo (3,40 x 2,65 metros) hacen que contenga 640 azulejos. En la obra se puede ver representado escenas marianas, siendo uno de los conjuntos de azulejos más notorios del territorio español.

Este interior, en el que se aprecia el delicado atractivo del arte de la época, marca una gran contraposición con el aspecto robusto de su exterior. Destaca el claustro, con la perfecta armonía de su doble arquería de estilo mudéjar. Asimismo, junto al Retablo Mayor, en el Altar Mayor, se sitúa la tumba del fundador, revestida de azulejos. Estos azulejos son de la misma traza y estilo que los que se encuentra en el retablo. Preside el templo la bella imagen de la Virgen de Tentudía, una advocación de popular y antigua devoción desde que Alfonso X el Sabio narrara sus milagros en las famosas Cantigas

Historia del Monasterio y la Batalla de Tentudía

Fue erigido en la segunda mitad del Siglo XIII, por el maestre santiaguista Pelayo Pérez Correa, en conmemoración al prodigio que allí consiguió. En este punto, tuvo lugar un duro enfrentamiento entre los cristianos y las tropas musulmanas, que, apostadas en las cumbres de la sierra, les impedían el paso.

El paladín cristiano, viendo que el resultado de la lid era bastante incierto y que la noche se acercaba solicitó la ayuda de la Virgen María. Pelayo le pidió a la Virgen que detuviera el día, hasta que consiguieran vencer a los árabes. Cuenta la leyenda que la Virgen apareció en  el cielo y concedió el deseo. De este modo, lograron vencer y continuar su avance para conquistar el Reino de Sevilla.

De aquí viene el nombre de Tentudía, ya que la frase que utilizó fue “Detén tu Día”. Historia similar ocurrió en Juego de Tronos con el personaje de Hodor y, su ya clásico, “Hold the Door”.

Conventual Santiaguista

Conventual de Santiago

La Conventual Santiaguista es una la otra gran joya monumental que ver en Calera de León. Se trata de uno de los ejemplos más bellos y evocadores de entre todos los que dejó la Orden de Santiago en Extremadura. La Conventual Santiaguista es una construcción de piedra granítica y mampostería realizada a finales del siglo XV. Esta edificación servía como residencia para los caballeros que habitaban en Tentudía. Asimismo, antiguamente en su interior se encontraba el Colegio de San Marcos de León. El Convento está declarado Bien Histórico Artístico Nacional por su importancia en el período de la Reconquista.

En el interior, su claustro de doble planta y las artísticas bóvedas de sus salas muestran la importancia del estilo renacentista. Son las estructuras más destacadas, llamando la atención por su cuidada ornamentación y por pilares sobre los que se sostienen. A lo largo de las galerías y salas del interior, se pueden ver magníficos esgrafiados que dejan constancia de la presencia de la Orden fundadora. Además, desde sus miradores y azoteas, se puede observar el hermoso paisaje circundado por la cordillera. Este lugar ofrece las mejores vistas que ver en Calera de León

Iglesia Santiago Apóstol

Iglesia de Santiago Apostol

La Iglesia que la Orden de Santiago construyó en la localidad se encuentra junto al claustro de la Conventual Santiaguista. Se trata de una Parroquia en honor a Santiago Apóstol el Mayor, construida en ladrillo, sillería y mampostería. La construcción, de estilo gótico tardío/renacentista, data del Siglo XV. En el exterior destaca su irregularidad y sus dos portadas. La primera portada de estilo renacentista, y, la segunda de estilo gótico, con una airosa espadaña de tres pisos de estilo barroco sobre ella.

El interior del templo está cubierto por altas bóvedas de nervaduras estrelladas. Estas bóvedas arrancan de pilastras, constituidas a su vez por haces de pequeñas columnas. Destaca por su atractivo el retablo mayor, que cuenta con lienzos de Eduardo Acosta. En estos lienzos se representan a los 4 Evangelistas y varias escenas de la batalla de Tentudía. Corona este conjunto la figura ecuestre de Santiago. Las vidrieras de este templo gótico están decoradas con la flor de Lis, representando la victoria y la espada de la Orden del Santo.

Ermita de Nuestra Señora de los Dolores

Ermita de Nuestra Señora de los Dolores

La ermita de Nuestra Señora de los Dolores es un pequeño templo que se encuentra justo en el exterior del casco urbano de la localidad. Se trata de una típica ermita-humilladero, colocada en uno de los laterales del camino para que los fieles se “humillasen” a su paso. Humillarse hace referencia a adoptar una posición de humildad, es decir, postrarse ante la imagen de un lugar Santo en este caso.

La construcción es de estilo barroco, con una única nave, debido a sus dimensiones. Destaca lo llamativo de su fachada principal, con un campanario y una pequeña cúpula. Bajo esta fachada se encuentra su portada principal de estilo clásico, con elementos ornamentales a su alrededor de gran belleza.

Redes Sociales
Facebook
Facebook
Twitter
Instagram

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Síguenos en nuestras redes sociales