En este momento estás viendo Que ver en Alicante – Lugares que visitar en Alicante

Que ver en Alicante – Lugares que visitar en Alicante

Alicante, conocida como la ciudad luz, es la capital de la provincia más meridional de la Comunidad Valenciana, siendo la segunda ciudad más grande de la Comunidad Autónoma con cerca de 400.000 habitantes. Esta ciudad posee un clima ideal durante todo el año, siendo la cuna del turismo de sol y playa en la costa Mediterránea. No obstante, como se puede ver en el artículo sobre Alicante de Manuel Hernández, no tenemos únicamente playas y servicios turísticos, y, en este artículo haremos un repaso sobre los lugares imprescindibles que ver en Alicante.

En primer lugar, debemos remontarnos a los orígenes urbanos de Alicante, siendo una colonia fundada por los iberos en el Tossal de Manises en torno al siglo IV a.C., que, siglos más tarde fue bautizada por los griegos como «Akra Leuké», traducido como «Cima Blanca», y, por los romanos como «Lucentum», traducido como «Ciudad de Luz». Con la conquista árabe, Lucentum desapareció, y, los habitantes se trasladaron a la ladera del monte Becacantil, donde fundaron «Vila Vella», o, «al-Lekant», que acabo por dar nombre al Alicante que conocemos en la actualidad.

Una vez resumida la historia de Alicante, pasaremos a mostrar los lugares más importantes y destacados que ver en Alicante. En este artículo mencionaremos un sinfín de posibilidades que disfrutar en nuestro viaje a esta ciudad de la Comunidad Valenciana.

Paseo de la Explanada de España

Explanada de España de Alicante

La Explanada de España es uno de los paseos más concurridos, animados y originales de la Comunidad Valenciana, un punto de partida perfecto para conocer la ciudad de Alicante. Este largo paseo marítimo se mueve entre la plaza de la Puerta del Mar y el parque de Canalejas, de manera paralela al puerto de la ciudad.

Este paseo cuenta con una estructura construida durante el Siglo XX, con un diseño de mosaico con más de seis millones de teselas de color azul, rojo y blanco. A los lados del paseo hay varias filas de palmeras, convirtiendo al conjunto en un icono de la ciudad, y, uno de los lugares más representativos de Alicante. Desde la Explanada de España se pueden visitar el resto de lugares más emblemáticos de la ciudad, realizando un recorrido único por esta bella ciudad costera mediterránea.

Castillo de Santa Barbará

El castillo de Santa Bárbara se encuentra en la cumbre del monte Bencantil, a 166 metros de altura, poseyendo las mejores vistas que ver en la ciudad de Alicante, con una panorámica única de la ciudad y de la bahía. Esta imponente fortaleza es el monumento más representativo de la ciudad, construido a lo largo de distintas épocas, pues hay restos de construcciones iberas, cartaginesas, romanas y árabes.

La mayor parte de las construcciones que se observan en la actualidad pertenecen al siglo XVI, ya que el principal recinto amurallado fue construido en torno al año 1562 de la mano de Juan Bautista Antonelli. Destaca sobremanera la torre del Homenaje, y, a menor altura de la misma, están el Baluarte de los Ingleses, la Capilla de Santa Bárbara y el Salón de Felipe II. En el interior del castillo se puede disfrutar del Museo de la Ciudad de Alicante, con cinco salas que complementan con un Aljibe de época renacentista.

Playas de Alicante

Como no puede ser de otra manera, las playas también tienen su hueco dentro de este artículos sobre lugares que ver en la ciudad y las cosas que hacer en Alicante. La playa de Postiguet, conocida simplemente como «El Postiguet», es la playa urbana más característica de Alicante, situándose en pleno casco urbano de la ciudad. Esta playa ofrece unas vistas privilegiadas del castillo de Santa Bárbara desde su arena, contando con su propio paseo marítimo que se une a la icónica «Explanada de España».

Además de la playa del Postiguet, la provincia ofrece un sinfín de calas, playas y rincones únicos junto al mar, siendo conocida como la Costa Blanca del Mediterráneo. Entre las localidades más reconocidas dentro de esta costa por la calidad de sus playas tenemos Denia, Jávea, Benidorm, Torrevieja, Elche o Altea.

Basílica de Santa María

La Basílica de Santa María es uno de los principales templos religiosos que ver en Alicante. Esta enorme Iglesia medieval sufrió un gran incendio en el año 1484, siendo construido entre los siglos XIV y XVI en un estilo gótico. Destaca sobremanera la portada principal, flanqueada por dos macizas torres de estilo barroco, como muchos de los elementos decorativos de acceso al templo.

Dentro del templo merece especial mención el altar mayor, de estilo rococó, el coro gótico, y, la capilla de la Inmaculada, añadida con posterioridad a la finalización de la construcción. Por otro lado, la pila bautismal renacentista del templo, estaba pensada para ser transportada a Castilla, pero, dado su peso, al estar completamente hecha de mármol blanco, acabó por quedarse en la iglesia.

Mercado Central de Alicante

El Mercado Central de Alicante es uno de los edificios más importantes de la ciudad, construido entre los años 1915 y 1921, cuenta con un estilo ecléctico, con detalles que referencian al modernismo valenciano. La fachada principal y más representativa de esta construcción está en la avenida de Alfonso X el Sabio, mientras que la entrada trasera se encuentra en la denominada plaza del 25 de Mayo.

En el interior del mercado puedes disfrutar de uno de los puntos neurálgicos por excelencia de la capital alicantina, con diferentes puestos de fruta, verdura, pescado y carne. Además, los alrededores del mercado están repletos de lugares para poder disfrutar de una consumición en terraza, con los productos típicos de la dieta mediterránea.

Concatedral de San Nicolás de Bari

El otro edificio religioso más importante de Alicante es la Concatedral de San Nicolás de Bari, situada en la plaza Abad Penalva. Este edificio ostenta esta condición de concatedral al ser una de las sedes del obispo de la diócesis de Orihuela-Alicante, aunque sigue estando la sede principal en la catedral del Salvador en Orihuela.

El templo fue construido a principios del Siglo XVI, y, es una de las mejores muestras del renacimiento tardío que pueden verse en el país. En sus capillas se pueden admirar interesantes esculturas de madera dorada, y, mención aparte merece la obra de «El Cristo de la Buena Muerte» de Nicolás de Bussi en el Siglo XVII.

Museos de Alicante

El MARQ, o, Museo Arqueológico Provincial de Alicante, es uno de los museos más importantes que visitar en esta ciudad. Este museo se encuentra instalado en el antiguo hospital de San Juan de Dios, con un impresionante número de piezas arqueológicas, que van desde la prehistoria hasta el arte romano e íbero. Entre sus piezas más representativas está «la Dama ibérica del Cabezo Lucero», con una gran similitud a «la Dama de Elche».

Por otro lado, el MACA, o, Museo de Arte Contemporáneo de Alicante, es un destacado centro de interpretación con obras de pintura y escultura de artistas tan reputados como Miró, Picasso, Dalí, Kandinsky o Oldenburg. El museo se encuentra situado en la antigua Casa de La Asegurada, que, desde el año 1977 se convirtió en museo, con las obras que donó el artista alicantino Eusebio Sempere, con una gran colección de obras de diferentes artistas mundialmente conocidos.

Por último, se debe hacer mención al Museo The Ocean Race, un museo deportivo dedicado a la vela. Se trata de un museo único en el mundo, que recorre la historia de la competición de Vela más importante que existe, que consiste en dar la vuelta al mundo sirviéndose de un velero. The Ocean Race es un espacio interactivo para pequeños y adultos para conocer en profundidad el mundo de la náutica, los océanos y el deporte.

Otros lugares que ver en Alicante

Además de los diferentes sitios de interés turísticos que hemos mencionado en este artículo, existe una gran cantidad de lugares que ver en esta ciudad alicantina, entre los que podemos mencionar:

  • El Teatro Principal de Alicante, un edificio de estilo neoclásico del Siglo XIX.
  • La Casa Carbonell, un edificio modernista e historicista que se encuentra en los números 1 y 2 de la Explanada de España.
  • El barrio de Santa Cruz, que conecta el ascenso al monte con el puerto, con un entramado de calles lleno de bares y pubs.
  • La isla de Tabarca, una pequeña isla en el mar mediterráneo a 22 kilómetros de Alicante, siendo la única isla habitada de la Comunidad Valenciana.