En este momento estás viendo Que ver en Astorga

Que ver en Astorga

Astorga, capital de la comarca de La Maragatería, es uno de los destinos turísticos más conocidos de la provincia de León con multitud de cosas que ver en Astorga. Esta localidad cuenta con numerosos monumentos de gran valor arquitectónico, museos con piezas de gran valor histórico, y, por encima de todo, una de las 3 únicas obras del arquitecto Gaudí fuera de Cataluña, el palacio Episcopal de Astorga. El palacio Episcopal de Astorga es junto al Capricho de Gaudí en Comillas, y, la casa Botines en León, las únicas obras de este famoso arquitecto fuera de la comunidad catalana.

Astorga se sitúa en el lugar en el que confluyen el Camino de Santiago y la vía de la Plata, calzada romana procedente de Mérida, una de las ciudades de mayor importancia romana en la Península Ibérica. Durante la Edad Media, Astorga, conocida como Asturica Augusta, fue una de las ciudades con más hospederías y hospitales del Camino. Este hecho la convirtió en un eje central para los peregrinos. Esta gran importancia, derivada de la ruta Jacobea, hizo que el desarrollo de la ciudad fuera muy rápido y sostenible, dando lugar a la Astorga que conocemos en la actualidad.

Por todo ello, Astorga se ha convertido en una fuerte ciudad turística de la provincia de León en Castilla y León, y, en este artículo, veremos los principales lugares que ver en Astorga en 1 día, haciendo un repaso de esos monumentos, museos y edificios imprescindibles que visitar en nuestro viaje a esta pequeña ciudad leonesa.

Palacio Episcopal de Astorga

El Palacio Episcopal de Astorga es el lugar más importante y reconocido que ver en Astorga. Como hemos mencionado anteriormente, una de las únicas 3 grandes obras de Gaudí fuera de Cataluña. Este palacio Episcopal de estilo neogótico fue construido a finales del Siglo XIX. Sus grandes torres se asemejan a las de los castillos mágicos de los cuentos de Disney. En la actualidad, el palacio sirve tanto como atracción turística en sí, así como museo, poseyendo el museo de los caminos de Astorga.

El Palacio fue construido por Antonio Gaudí entre 1889 y 1893, actuando como arquitecto diocesano para la construcción de este nuevo palacio, situado sobre las cenizas del palacio primitivo que ardió en 1886. Como sucede con otras obras arquitectónicas de Gaudí, este no llego a completar la edificación debido al fallecimiento del obispo de la diócesis de Astorga en 1893.

El edificio posee cuatro fachadas muy diferenciadas, decoradas por 4 torreones de distintos tamaños. Destaca sobremanera la fachada principal y la trasera, con sus llamativos ventanales apuntados de estilo gótico. La edificación cuenta con planta de cruz griega sobre un diseño cuadrado, y, 4 alturas. En primer lugar, el sótano, que actualmente cuenta con una colección de monedas, lápidas y epigrafía. La planta baja, a la cuál se accede por la puerta principal, es un gran recibidor con las habitaciones privadas del Señor. Destacan los nervios de las bóvedas, decorados con cerámica vidriada de gran calidad, dando un aire mozárabe a la construcción. La primera planta, decorada con llamativas bóvedas de crucería, cuenta con el comedor de gala, una capilla, y, el gran salón del Trono, una de las estancias más destacables del palacio. En estas salas se puede apreciar una serie de capiteles estrellados, y, vidrieras con historias de gran valor. Por último, la segunda planta es un piso más sencillo, que cuenta con dos balcones que sirven como coro para la capilla interior. En esta planta se sitúan las exposiciones temporales que acoge el museo.

La Catedral de Astorga

La Catedral de Astorga es el segundo edificio más importante que ver en Astorga, situándose a escasos metros del Palacio Episcopal de Antonio Gaudí. Esta Catedral fue construida durante los siglos XV y XVIII, y, debido a esta gran cantidad de años, posee diferentes estilos, que van desde el gótico flamígero, hasta el barroco, situado principalmente en la portada principal, pasando por el renacentista. El templo, de tres naves cubiertas por bóvedas de crucería, cuenta con varias capillas de gran valor histórico. Estas capillas pertenecen tanto de estilo gótico, como de estilo renacentista.

El interior posee multitud de tesoros artísticos que requieren una especial mención. Destaca el retablo mayor de Gaspar Becerra de estilo renacentista, que cuenta con la imagen de la Virgen de la Majestad, singular imagen de estilo bizantino-románico. Este retablo del Siglo XII es una de las obras más destacadas y llamativas de la visita a la catedral de Astorga. Además, dentro de la Catedral se puede disfrutar del Museo Catedralicio, con diferentes obras, tanto esculturas como pinturas, de gran valor histórico y artístico.

Museo romano de Astorga

Otra de las cosas más interesantes que hacer en Astorga es visitar el Museo Romano de la localidad. Como hemos mencionado anteriormente, Astorga fue un centro neurálgico de actividad durante la época romana, al cruzarse el Camino de Santiago con la ruta de la Plata. El museo se sitúa en torno a la denominada «Ergástula romana», una de las edificaciones romanas mejor conservadas en toda la provincia de León. Esta ergástula formaba parte de la construcción principal del centro del foro de la antigua ciudad romana.

Las piezas dentro de la colección permanente del museo está compuesta por los restos y hallazgos de las excavaciones arqueológicas realizadas en las inmediaciones de la ciudad. En la visita podremos disfrutar de una extensa colección numismática romana, multitud de piezas de cerámica, joyas, utensilios cotidianos, etc. Además, las pinturas Pompeyanas, son una de las colecciones más interesantes y destacadas que podremos encontrar en la visita.

Asimismo, el museo posee diferentes paneles informativos con mapas, reconstrucciones, fotografías y gráficos con explicaciones detalladas de la época romana en Astorga. Estos documentos sirven para mostrar la importancia de esta localidad durante la época romana. La visita al museo se complementa con la ruta romana de Astorga. Se trata de un recorrido guiado de 2 horas que recorre los lugares más emblemáticos de dicha época, como las cloacas romanas, las termas, o, los restos de una antigua casa romana. Este recorrido se realiza con un guía, y, puede adquirirse en el propio museo o bajo reserva, combinando ambas entradas.

Museo del Chocolate

El museo del chocolate es otro de los lugares más interesantes que ver en Astorga en 1 día. Este singular museo, que alberga multitud de piezas relacionadas con el mundo del chocolate y del cacao, es uno de los museos más importantes de este género en Europa, siendo un referente de Astorga. Además, es perfecto para combinar una visita más histórico, con una visita puramente «dulce».

El recorrido del museo parte de la recepción, en la que se sitúa una recreación de una antigua tienda de chocolate. Asimismo, hay varias reproducciones de los planes originales del edificio, y, el área de degustación de los chocolates artesanos de Astorga, que se disfruta al finalizar la visita. Tras esto, la cámara de las maravillas, o, gabinete de curiosidades, cuenta con diferentes piezas curiosas y raras relacionadas con el chocolate. Las denominadas Cámaras de Maravillas, muy populares en los siglos XVI al XVIII, eran lugares que mostraban colecciones eclécticas de objetos raros. La tercera y cuarta sala están íntimamente ligadas a los orígenes del cacao y la producción del chocolate. En estas áreas se explica el cultivo y la recolección, así como los utensilios y máquinas necesarias para convertirlo en chocolate.

En la parte superior tenemos salas dedicadas al consumo del chocolate, o, a las familias chocolateras más importantes de la historia de Astorga. No obstante, en esta parte superior destacan las salas dedicadas a la publicidad y la litografía del chocolate Las salas poseen multitud de obras artísticas relacionadas con el marketing de este popular producto. Para finalizar la visita, se debe volver a la entrada, esta vez pasando por el área de degustación, y, probando los chocolates de Astorga.